Pobladores detienen construcción de gasoducto Tuxpan-Tula; impiden paso de máquinas y cierran paso a su comunidad

¡Dale Like, comparte y deja tus comentarios!
Pobladores de la comunidad El Coyolito, en el municipio de Francisco Z. Mena, detuvieron la construcción del gasoducto Tuxpan-Tula que pasa por los estados de Veracruz, Puebla e Hidalgo, y que forma parte del Plan Quinquenal de Gas Natural 2015-2019 de la Secretaría de Energía, debido a los considerables daños que ha generado.
Por esta razón, los afectados decidieron impedir el paso de máquinas y cerrar el paso a su comunidad, pues según ellos, el paso de los vehículos pesados destruye sus calles y parte de sus terrenos.
Según Radio Expresión, el medio informativo de la región, se señala como principal responsable a la empresa italiana Bonatti SPA, la cual fue contratada para realizar la obra y que ahora está afectando sus terrenos y ha modificado, en general, su estilo de vida.
Mencionaron que el daño más grave se ha dado en el acceso a la comunidad y en el camino que toman la mayoría de los pobladores. Por esta razón, decidieron mantener el bloqueo hasta que se reparen estos tramos.
Como parte de su protesta, los habitantes de El Coyolito acusaron al presidente municipal, Víctor Vargas García, de firmar los permisos que dieron inicio al desarrollo de esta obra de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), aun y cuando los pobladores de esta zona mantuvieron su rechazo.
Aparte de esta problemática, los comunitarios recordaron las afectaciones en los terrenos por los que todos los días pasan las pipas que transportan hidrocarburo, proveniente de los campos petroleros existentes en este municipio, y que forma parte de la zona petrolera Paleocanal de Chicontepec.
Recientemente, Vargas desdeñó el problema que la instalación del ducto ha causado en su municipio, ya que aseguró que solo atraviesa por un kilómetro y medio de longitud, en unos 10 predios de la comunidad de El Coyolito, en la zona limítrofe con Veracruz.
Por su parte, el Consejo de Pueblos Indígenas Xängü Yamui denunció desde septiembre pasado que el paso del gasoducto Tuxpan-Tula pone en riesgo la vida, el agua y la tierra en 130 comunidades. Incluso estimaron que destruiría más de 600 hectáreas del Bosque Mesófilo de Montaña solo en Pahuatlán.
De este modo, el pasado 14 febrero se informó por parte de la oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, la realización de una misión a la Sierra Norte de Puebla. Ahí se reunieron con integrantes de los pueblos y comunidades indígenas de la región, así como las localidades de Zacacuautla, San Pablito y Montellano, en Pahuatlán.
“El objetivo de esta misión es obtener mayor información sobre la situación de los derechos de estas comunidades indígenas en relación con sus tierras, así como compartir información sobre los estándares y los recursos del Sistema Internacional de Protección de Derechos Humanos”-  informó la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

¡Comenta, debate y comparte!, ¡Romper el cerco informativo, crear conciencia y promover el cambio verdadero, está en tus manos.

¡No te pierdas y comparte mi canal youtube

Por cierto, ¿Ya hiciste tu contribución económica?, ¡Espero tu apoyo para www.tiraderodelbote.com http://ow.ly/qbLIv