Meses antes del terremoto, Chiapas eliminó fondo de desastres al que había asignado 80 mdp; dinero está desaparecido

¡Dale Like, comparte y deja tus comentarios!
(15 de septiembre, 2017. Revolución TRESPUNTOCERO).- El siete de septiembre pasado, Chiapas padeció un terremoto de 8.2 grados, el cual tuvo su epicentro en la zona costa, en el municipio de Pijijiapan. Minutos después del evento, Manuel Velasco Coello desde sus redes hizo una transmisión en vivo para informar, entre otras cosas, que era un suceso “histórico”. Incluso a parecer tuvo tiempo para investigar que desde 1902, que hubo un sismo de 7.9 grados, nunca había habido otro de mayor intensidad. El dato es tan “histórico” como lo es que, hace cinco meses, en abril pasado, los legisladores del Congreso local decidieron eliminar el Fondo Estatal para la Atención de Desastres Naturales (Foeaden). 
“De manera extraña el Congreso estatal el 26 de abril pasado simplemente por decreto decidió extinguir el Foeaden, un fondo que había estado operando desde 1998; el cual también fue creado por decreto.
El argumento de las autoridades y tal como lo publicaron en el Diario Oficial, fue que este fondo ya había cumplido con los fines para los cuales había sido creado, por lo tanto se procedería a su extinción”, detalla a Revolución TRESPUNTOCERO el periodista y analista político Héctor Estrada. 
Quien también explica que la forma en que se llevó a cabo el procedimiento en el Congreso fue silenciosa, “demasiado discrecional y en ese momento no levantó tanto revuelo como ahora lo estamos viendo por obvias razones”. Añadiendo que las prácticas del Congreso del Estado siempre han sido muy sospechosas, no siendo éste el único caso donde incluso se han ocultado los periódicos oficiales, a fin que la sociedad no conozca lo que se aprueba dentro del legislativo.
La información de la extinción de dicho fondo se conoció un mes después, luego que la agencia del Estado lograra tener acceso al Diario Oficial, sin embargo, señala Estrada, “no se le tomó tanta importancia, aún cuando era un asunto grave”. 
Otra de las principales cuestiones a resaltar, es que aun con la eliminación del Foeaden, dentro del presupuesto de egresos del Estado de Chiapas para el ejercicio fiscal 2017, se aprobó un monto de 80 millones 468 mil pesos, destinados a este rubro. “Cómo es posible que aprueben tal cantidad de dinero para algo que no existe más. La explicación fue sencilla: dijeron que ese dinero iba a regresar al erario estatal, sin especificar para qué se usaría”, cuestiona el periodista.
“Entonces, hoy estamos frente a una situación grave la cual es evidente después del terremoto de la semana pasada, el cual justamente tuvo su epicentro en Chiapas. Mientras tanto, el Congreso trata de justificarse, asegurando que crearon un nuevo fideicomiso, nombrado Fondo para la Gestión Integral del Riesgo de Desastres en Chiapas, a penas el 4 de junio de este año”, señala. 
Que de acuerdo al también analista político, para que este fondo pueda operar se necesita la instalación de un Comité Técnico, el cual hasta la fecha no se ha constituido y tampoco hay información que compruebe que se está en vías de ello. Por lo tanto, el fondo por sí mismo no existe.
Hasta ahora, lo único que se ha asegurado es una pensión vitalicia para las familias que tuvieron perdidas humanas, pero del resto de la población afectada no existen datos que aseguren la manera en que resarcirán los otros tipos de daño que padecieron. 
“Sin duda, los más de 80 millones de pesos ya no están ni sabemos a dónde se fueron y para que un nuevo fondo pueda volver a operar se necesita un nuevo presupuesto que se tiene que etiquetar pero hasta para el siguiente año. 
Entonces es una situación grave más aún cuando las declaraciones del Congreso son contradictorias. Esto podría ser un escándalo nacional, porque tomando en cuenta las características de Chiapas, que es un estado con alta susceptibilidad a fenómenos naturales, la sola idea de eliminar un fondo de desastres estatal resulta altamente absurdo e ilógico, dadas las características de nuestra entidad”, afirma Estrada.
A decir por el periodista, ahora mismo el Congreso del Estado no sabe cómo enfrentar la controversia que se ha gestado. “Dicen que este fondo va subsanar el anterior pero finalmente hay demasiadas interrogantes, demasiadas dudas sobre esta explicación, porque ahora la población está molesta, indignada, y encima muy inconforme con el protagonismo que han tenido las autoridades”.
Héctor Estrada comenta que en medio del descontento y desconcierto de la población ante dicha decisión del Congreso y no saber dónde quedó el monto de 80 millones de pesos, también se han visto desatadas suspicacias y cuestionamientos en referencia a Eduardo Ramírez Aguilar, presidente del Congreso local, quien a su vez es presidente del PVEM en la entidad y aspirante por ese partido a la gubernatura.
Y es que, anteriormente fue denunciado por estar durante dos meses en una campaña denominada ‘informes legislativos’, con la cual estuvo recorriendo todo el estado para informar sus “acciones”. Por lo que también tapizó la entidad de publicidad, así como spots en radio y televisión.
Según los documentos oficiales, el fondo ahora extinto, “contribuyó a la atención y la reconstrucción de infraestructura pública dañada por la ocurrencia de 30 desastres de origen natural, que afectaron a la población de 108 municipios en Chiapas. Logrando con ello su objetivo por lo que resulta procedente su extinción”, se lee en el decreto 164 de este año.
Sin embargo, “cómo es posible que los legisladores digan que el fondo no cumplió y por eso ahora se extinguió, pero la explicación escrita sí habla de un cumplimiento y que es eso mismo lo que lo lleva a finalizar”, cuestiona el periodista. 
Por su parte, Ramírez Aguilar mencionó que, “se extingue porque no cumplió con los lineamientos nacionales pudiendo resultar inoperante en caso de emergencia”, aunque anteriormente resulto altamente operable, derivado de los supuestos resultados que se mencionan. 
Hasta este momento ni el Congreso local, ni la Secretaría de Hacienda, han emitido explicación alguna sobre el destino de los más de 80 millones. “Ese dinero bien pudo haber estado sirviendo actualmente para las familias y establecer medidas de reconstrucción; será evidente la falta de dicho recurso a la hora de la atención de los cientos y cientos de damnificados que se siguen sumando a diario en la entidad”, señala Héctor Estrada. 
Por lo que señala que ahora mismo a Chiapas, solamente le queda esperar que el gobierno federal sea el encargado de cumplir con la ayuda para la reconstrucción de las casas y la atención a las víctimas. “Ya no tenemos fondos se tendrá que estar a expensas del gobierno federal, aunque por ahora la ayuda no creo que esté llegando en la magnitud necesaria”, puntualiza. 

¡Comenta, debate y comparte!, ¡Romper el cerco informativo, crear conciencia y promover el cambio verdadero, está en tus manos.

¡No te pierdas y comparte mi canal youtube

Por cierto, ¿Ya hiciste tu contribución económica?, ¡Espero tu apoyo para www.tiraderodelbote.com http://ow.ly/qbLIv