Me amenazaron de muerte, que me van a dar donde más me duele y eso son mis hijos: opositora a proyecto eólico

¡Dale Like, comparte y deja tus comentarios!
(09 de agosto, 2017. Revolución TRESPUNTOCERO).- Un grupo de organizaciones de la sociedad civil, han expresado este martes su preocupación por la situación que vive la comunidad indígena zapoteca de Unión Hidalgo. Que recientemente denunció que la Comisión Reguladora de Energía (CRE), Órgano Regulador Coordinado en Materia Energética, otorgó un permiso para la generación de energía eléctrica a la empresa Eólica de Oaxaca S.A.P.I. de C.V. filial de la transnacional Électricité de France (EDF) Energies Nouvelle sin haber realizado una consulta indígena.
Al respecto, diferentes organismos y actores internacionales como el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, el Grupo de Trabajo de la ONU sobre las empresas y los derechos humanos, y el Relator para la situación de las personas defensoras de la ONU, se han pronunciado a través de recomendaciones al Estado mexicano sobre cómo debería realizarse una consulta indígena y cuáles son los criterios a tomar en cuenta para que el derecho a la consulta y al consentimiento libre, previo e informado se realice bajo los más altos estándares internacionales de derechos humanos. “Asimismo, han observado el actuar de las empresas en nuestro país por sus faltas a la debida diligencia”, se ha denunciado.
Por lo que afirman que de acuerdo con los más altos estándares de derechos humanos, el derecho a la consulta y al consentimiento libre, previo e informado se debe garantizar en las etapas preliminares de los proyectos. Esto incluye actos administrativos y cada una de las fases que impliquen la implementación de los mismos, ya que su propósito es garantizar que los pueblos indígenas participen de forma activa en las decisiones y acciones que afecten su vida, su tierra, territorio y bienes naturales.
Por lo que las organizaciones firmantes consideran que al otorgar este permiso el gobierno mexicano da un mensaje de incertidumbre para las comunidades y los pueblos indígenas que son además dueños legítimos de las tierras.
“Nos preocupa que las autoridades del gobierno de Oaxaca y del municipio de Unión Hidalgo, hagan pública su intención de facilitar la llegada de la empresa EDF sin antes avisar formalmente a las y los habitantes de la comunidad indígena de que se realizará algún proceso de consulta. Recordemos que –por encima de cualquier otro interés- el Estado debe garantizar certeza jurídica a las comunidades y colectivos sobre su tierra, territorio y bienes naturales”.
Por lo que han hecho un llamado al gobierno federal y estatal para que deje sin efectos este permiso y realice un proceso de consulta libre, previa e informada que además contemple el consentimiento de la comunidad de Unión Hidalgo.
Por su parte, Guadalupe Ramírez, quien pertenece a la comunidad indígena de Unión Hidalgo, menciona que aun cuando las comunidades deben participar activamente en la planeación del procedimiento de consulta para garantizar que ésta se realice en un marco de respeto a los derechos humanos y específicamente a los derechos de los pueblos indígenas, no ha sucedido. “Esta es una oportunidad histórica de enviar un mensaje tanto a nuestro país, como a la comunidad internacional para que se pida que en México se respeten los derechos de los mexicanos y de los pueblos indígenas que ancestralmente han habitado estos territorios.”, señala a Revolución TRESPUNTOCERO 
Ramírez explica que ya se tiene experiencia en este caso puesto que ya dentro de la región ya existe una empresa eólica y entró sin consulta a la comunidad, “de la instalación ya tiene seis años y ahora nuevamente quieren instalar otro parque sin embargo nosotros estamos pidiendo que se consulte a la comunidad. Aunque ya no sería de manera previa, porque ya se dieron los permisos incluso los propietarios ya firmaron contratos”, indica.
A su vez, añade “vemos cómo el gobierno federal y estatal han apoyado a estas empresas, por eso realmente nos preocupa porque no nos están tomando en cuenta como comunidades indígenas. Aquí la gente que se dice propietarios les da igual los estragos que padeceremos, ya que me han comentado que prefieren irse después de vender, pero qué pasará con quien no puede dejar lo que tiene y no lo hará. 
Los ataques han sido también constantes, en mi caso por estar concientizando a la población, enseñándoles qué es una consulta, además de hablar del respeto a los derechos humanos me han amenazado de muerte y asegurado que me van a dar donde más me duele y eso son mis hijos”, señala Ramírez.
Para esta problemática el pueblo pretende realizar una marcha, “porque el gobierno había mencionado que de cada 100 personas 90 quieren el proyecto lo cual es mentira queremos que se sepa que, no somos pocos los inconformes el gobierno debe saber que si llega a instalarse este parque eólico somos muchos los que vamos a reafirmar nuestro rechazo.
Porque dentro de los peligros, hay personas que van a tener que vivir cerca de los aéreosgeneradores y eso los podría dejar sordos, por el tipo de ruido, además está el tema de la contaminación de aguas y alimentos además esos mismos aparatos tiran aceite y con las lluvias se esparcen y podrían afectar las áreas de trabajo así como lo que consumimos”, señala Ramírez.

¡Comenta, debate y comparte!, ¡Romper el cerco informativo, crear conciencia y promover el cambio verdadero, está en tus manos.

¡No te pierdas y comparte mi canal youtube

Por cierto, ¿Ya hiciste tu contribución económica?, ¡Espero tu apoyo para www.tiraderodelbote.com http://ow.ly/qbLIv