miércoles, 30 de noviembre de 2016

En Chiapas los feminicidios han sido progresivos, con un crecimiento alarmante; “AVG solamente fue para acallar voces”

¡Dale Like, comparte y deja tus comentarios!
(30 de noviembre, 2016. Revolución TRESPUNTOCERO).- Chiapas no se encuentran tan lejano a la grave cifra de feminicidios en Puebla, puesto que en lo que va del año, la entidad del sur del país lleva más de 60 muertes violentas de mujeres contabilizadas.
“Desde el año 2014 la problemática de la violencia de género en la entidad se hizo más palpable, pero existía, puntualmente en la zona fronteriza, donde la violencia intrafamiliar es cotidiana, los casos que se presentan a diario en DIF son de mujeres golpeadas, maltratadas, pero también están aquellas situaciones donde la mujer convive con los gritos, los insultos, porque ‘así le enseñó su mamá’, poco a poco se intensifican los maltratos que lamentablemente después derivan en muerte, en muchos casos.
Algunos más son los feminicidios que se perpetran en las calles, donde principalmente las mujeres que trabajan en bares o de noche, en cualquier actividad, no solamente siendo sexoservidoras, transitan por zonas peligrosas, sin vigilancia, sin protección, lo que las hace estar expuestas a asaltos, abusos sexuales y la muerte. A las mujeres el Chiapas las asesinan en despoblado”, comenta a Revolución TRESPUNTOCERO, la activista y feminista Cecilia Cepeda.
De acuerdo al observatorio feminista contra la violencia a las mujeres, en la entidad se registran mayor número de feminicidios perpetrados por parejas, es decir siete de cada diez casos. Además se ha dado a conocer que cuatro de cada diez mujeres de 15 años o más ha sido víctima de violencia sexual, económica, patrimonial, emocional, física, discriminación laboral, por la pareja, en el ámbito laboral o escolar.
En tanto, la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE) informó que de agosto del 2014 al 2016 se registraron 104 casos de feminicidios, durante ese mismo periodo 7 mil 720 mujeres fueron víctimas de otros delitos como lesiones, secuestro, violencia familiar, violencia sexual, hostigamiento sexual y trata.
Luego de casi tres años de lucha porque el gobierno emitiera la alerta de género, el 18 de noviembre pasado, la Secretaría de Gobernación -a través de la Comisión nacional para prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres (Conavim)- aprobó la declaratoria de Alerta de Violencia de Género (AVG).
“Sin embargo, el acto solamente fue para acallar voces, exigencias y feminicidios, puesto que solamente se emitió la AVG, para siete municipios de los 122 en la entidad, hecho que no es más que una burla en contra de las víctimas y sus familias, toda la población vive constante peligro, estamos en una entidad violenta, sin embargo, el problema afecta a las mujeres y entonces los minimizan.
Es un hecho discriminatorio, lo decimos quienes luchamos por el respeto a la mujer, las organizaciones, colectivos y redes integrantes de la Campaña Popular contra la Violencia hacia las Mujeres y el Feminicidio en Chiapas, principalmente, no va servir de nada, no se busca que ‘ya no se hable del tema’, se exige que no hayan más muertes, las cuales están quedando en total impunidad, lo que significa carta abierta a los feminicidas para continuar con los crímenes de odio”, afirma Cepeda.
En tanto el Centro de Derechos Humanos Frayba, asegura que “en Chiapas, las múltiples discriminaciones a las que están sujetas las muejres resulta en una violencia sistemática y estructural impuesta por el modelo socio-económico patriarcal, el cual relega a las mujeres a un papel subordinado, en prácticamente todos los ámbitos de la vida pública y privada. 
Esto significa un menor acceso a oportunidades en cualquier ámbito: educación, empleo, servicios sociales, salud, acceso a la justicia, y de manera alarmante en cuanto al acceso y posesión de la tierra y otros recursos productivos, así como el derecho a la participación y representación”.
En Chiapas, la situación de violencia contra la mujer al interior de la familia es grave, asevera el Frayba. En cuanto a legislación se refiere, resalta que el Código Penal del Estado de Chiapas no ha tipificado la violencia contra las mujeres como delito, ni siquiera dentro del delito de violencia familiar que además se considera como no grave.
“Esta realidad permite que las instituciones de procuración de justicia invisibilicen la violencia contra las mujeres, lo cual genera impunidad, siendo este un factor principal que enfrentan las mujeres tras hacer sus denuncias. Así, la Ley de Acceso a una Vida Libre de Violencia para las Mujeres en el Estado de Chiapas no cuenta con mecanismos que hagan posible su aplicación.
En definitiva, cuando se trata de violencia contra las mujeres, las instituciones del estado no investigan, no previenen y no sancionan, no funciona, es obsoleto y cómplice de la violencia estructural y sistémica que viven las mujeres”, da a conocer Frayba.
Además, se menciona que el aumento de la violencia feminicida y de los feminicidios en Chiapas ha sido progresivo con un crecimiento alarmante a partir del año 2011. Según cifras del Colectivo de Mujeres de San Cristóbal, en 2014 ocurrieron al menos 52 muertes violentas de mujeres, de entre las cuales 34 pueden ser consideradas feminicidios, en 2015 se perpetraron al menos 65 muertes violentas, de las cuales al menos 45 fueron feminicidios, y en lo que va de 2016, se cuenta con un registro alarmante de más de 60 feminicidios.
¡Comenta, debate y comparte!, ¡Romper el cerco informativo, crear conciencia y promover el cambio verdadero, está en tus manos.

¡No te pierdas y comparte mi canal youtube
Por cierto, ¿Ya hiciste tu contribución económica?, ¡Espero tu apoyo para www.tiraderodelbote.com http://ow.ly/qbLIv

resumen de noticias en este tiradero